jueves, 29 de mayo de 2014

LICOR DE CEREZAS


    Hoy os traigo algo diferente, un licor.

    No soy muy amiga de los licores, salvo el licor café, que me chifla ! Pero como las cerezas me gustan tantísimo, el año pasado me apeteció probar e hice licor de cerezas.

    Después de haber sido catado por varias personas, puedo decir, sin ningún pudor, que me quedó de escándalo. Me gusta hasta a mí, que como os digo no suelo tomar licores. La receta es facilísima, sólo tiene dos secretos:

          1º- Usar un orujo ( aguardiente blanca ) de primera calidad.
          2º- Tener paciencia, el reposo es fundamental !

    Yo seguí los consejos de mi madre, que solía hacer licor de guindas, pero en lugar de hacer como ella, una botella de 1 litro, lo preparé en botes de unos 400 grs. Así este año, tenía un montón de preciosos botecitos como el de la foto para regalar !



     A mi me gusta tomar el licor bien frio. Lo que no me como son las cerezas maceradas, se me hacen muy fuertes, pero a la mayoría de la gente le encantan. Yo prefiero escurrirlas, quitarles el hueso, cortarlas, y usarlas para dar un toque diferente a un bizcocho de chocolate.

    También podéis calentar el licor para reducirlo y usarlo como un almíbar

INGREDIENTES:

- Cerezas.
- Azúcar.
- Palos de canela.
- Orujo, aguardiente blanca ( Yo usé uno casero. En Galicia es fácil encontrarlo. Si, lo sé, somos unos suertudos ! )
- Botes de cristal de unos 400 grs.

PREPARACIÓN:

- Lavamos las cerezas, les quitamos el rabito y reservamos.
- Lavamos bien los botes y las tapas.
- En cada bote ponemos 60 grs. de azúcar y un palo de canela.
- Después los vamos llenado de cerezas hasta arriba.
- Echamos el orujo hasta cubrir todas las cerezas.
- Tapamos el bote, le damos un par de golpes sobre la encimera para que se asienten las cerezas, abrimos, y echamos algo más de orujo si hiciese falta.
- Una vez que están todos los botes listos, los guardamos en una alacena, en la despensa, o en lugar seco y oscuro.

Ahora viene cuando empleamos la paciencia !

- Cada día tenemos que coger los botes y agitarlos un poco, para ayudar a que se disuelva el azúcar y que se unifiquen todos los sabores.
- Los primeros 15 días es conveniente hacerlo dos veces al día.
- Después, durante un mes, los agitaremos una vez al día.
- Y después, a darles tiempo, y de vez en cuando, cuando nos acordemos, otro meneíto !
- Se puede consumir a los 6 meses, pero estará en su mejor momento cuando tenga cerca de un año, como éste mío que os enseño.




    Estamos en plena temporada de cerezas, así que yo voy a hacer unos cuantos botes más, que de los del año pasado casi no me quedan !!!

    Y a ti, te apetece un chupito ? Venga, que invito !

    Bicos, Gaby.


2 comentarios:

  1. OMG!!!! Tengo que hacerlo, tengo que hacerlo!!! Este licorcito para acompañar mis tartaletas tiene que ser perfecto!! Abrimos las ventanas y nos hacemos un intercambio? ;)
    Besos, galleguiña!

    ResponderEliminar
  2. y yo qué hago? le pido a mi madre que me traiga aguardiente? la van a parar los de ryanir y se lo van a quitar todo..jajajajaja va a parecer Paco Martínez Soria, con la maleta llena de comida..jajajajjaja
    pintaza si... yo tampoco soy de licores, salvando la crema de orujo..mmmmm

    un besote wapa!!

    ResponderEliminar

¡ Deja el tuyo, me encanta leerlos !
Y si tienes alguna duda o pregunta, deja tu nombre y tu correo para poder responderte.
¡ Muchísimas gracias !